BITÁCORA DE SILENCIOS


Desde pequeña supe que los vacíos que la realidad clava en mi alma se llenarían con poesía: L.M. Panero, Pedro Salinas, García Lorca, Félix Grande, Benedetti, Juan Ramón Jiménez, Baudelaire, Guillén, Pessoa, Sá-Carneiro,... L.E.Aute, Silvio Rodríguez, Pablo Milanés, Sabina... ¡Cuánta belleza!, ¡Cuánto espanto!, ¡Cuánto silencio!, ¡Cuántas palabras!

Y desde entonces, todas mis lecturas se han acomodado en esos huecos fríos que la vida había ido horadando y los ha llenado de belleza, espanto, silencios, dolor, ternura… palabras y sensibilidad. Desde casi siempre, he dejado reposar sensaciones, sentimientos de todos los colores, imágenes,… en mis entrañas para después intentar expresarlas con palabras, con la pretensión de comunicar y de hacer sentir emoción. Si consigo que en el interior de los que me lean, tiemble el filamento de una entraña con mis palabras, me doy por satisfecha.

Siempre he buscado la palabra, Licenciada en Filología Hispánica y Filología Portuguesa, las dos lenguas y el gallego me llenan de herramientas que permiten que mi búsqueda sea fructífera y tan heterogénea como los que me precedieron. Mi última aventura en la palabra: traducir del portugués, un descubrimiento con sabor a mar.

Tríptico de mármol (Ed. Huerga y Fierro, 2010) es mi primer libro de poemas en el que reza: LA POESÍA YA NO SÓLO ES BELLEZA, ES RESISTENCIA AL ESPANTO.

Ternura incandescente [Huerga y Fierro 2012]: EL TIEMPO LO-CURA TODO: UNOS AMORES SE TEMPLAN; OTROS, SE CONSIGUEN INCANDESCENTES. Porque el amor es tan contradictorio como la vida.

Tierra con nosotros (Premio poesía 2013, ed. Seleer): La realidad se impone, todos vivimos y bebemos de este tiempo que nos toca. Todos observamos, sentimos y sufrimos por nosotros y por los otros.

Desde la otra orilla (Proyecto Arte Ediciones, 2014), 10 imágenes hermosas acompañan los versos que buscan el renacer en otra orilla, más allá de realidades que asfixian la libertad y la belleza). Un hermoso libro para ser expuesto, más que acomodado en una estantería.

Bitácora de ausiencias (Amargord, 2015), las ausencias marcan el camino vital. La búsqueda de nosotros mismos, de nuestro lugar, de nuestras presencias, son el motor de arranque cada día. Desde los campos de concentración (donde el dolor por los ausentes se ha hecho insoportable pero necesario), visita obligada para ser conscientes del dolor que el ser humano es capaz de causar a sus iguales; hasta el camino de búsqueda de la ternura y la belleza, la palabra dibuja mundos fácilmente reconocibles, crudos y hermosos al mismo tiempo.
Premios:
Premio a la mujer de la cultura de Salamanca (2011), As. Tierno Galván de Santa Marta de Tormes.
Editorial Seleer por el libro: Tierra con nosotros (2013).
Premio Sarmiento de poesía 2015, Valladolid: Por el conjunto de la obra.































sábado, 8 de marzo de 2014

ALVES EN SALAMANCA, 10 Y 11 DE MARZO.









EL LUNES 10 DE MARZO A LAS 18 HORAS TENDRÁ LUGAR EN EL CENTRO DE ESTUDIOS BRASILEÑO LA TRADUCCIÓN REALIZADA POR MÍ DE LA OBRA DE ÁLVARO ALVES DE FARIA: CARTAS DE ABRIL PARA JULIA.
EL 11 PODREMOS ESCUCHARLO EN SANTA MARTA EN LA ASOCIACIÓN TIERNO GALVÁN.

La poesía no da miedo, da alegrías: Álvaro Alves de Faria

Etiquetas


Captura de pantalla 2014-02-27 a la(s) 21.55.46
Hace dos años, el poeta Brasileño Álvaro Alves de Faria venía por segunda vez a Salamanca a presentar  uno de sus libros, invitado por Alfredo P. Alencart y el Centro de Estudios Brasileño. Hace dos años yo comencé a leer un librito (Residuos) que contenía versos como este:



PENSAMENTO
El tiempo no existe
entre las puertas y los fosos
de este lugar de palabras inmóviles
y gemidos desangrados.
No tengo reloj, 
porque sería un arma
que podría facilitar el suicidio.
[…]
Y, si hasta este momento, mi faceta de traductora no se había centrado en trabajos concretos sino en traducciones aisladas y realizadas por amistad, ahora sabía que había encontrado al poeta que deseaba traducir: descubrí que al otro lado del océano un alma doliente puede transmitir en palabras todo ese miedo, frustración, dolor y rabia que la vida le había infligido. ¿Cómo olvidarme de este regalo que el destino había puesto en mis manos?
Llevo un año trabajando en la poesía de Álvaro Alves de Faria, manteniendo conversaciones con el poeta-persona, conociendo los porqués concretos de una poesía desgarradora y sangrante o de una poesía tierna de búsqueda de los orígenes. Llevo un año empapándome de su dolor y del mar salvador que lo acerca a la península y al lugar al que él desea regresar continuamente (Portugal), y lo estoy disfrutando, aprendiendo, aprehendiendo  como hace tiempo no me ocurría. Una sorpresa más de este mundo de la poesía y sus laberintos.
Comencé con sus traducciones de una manera casi obsesiva, deseaba que mis allegados conocieran el alma poética de Alves. Pero la vida nos sorprende, alguna vez agradablemente, y lo que comenzó como un juego, verá la luz en el futuro de la mano de Linteo y con el apoyo de Antonio Colinas (que me está enseñando más belleza).
Y leí su prosa y disfruté de su búsqueda Pessoana, Ulisiana, … de los orígenes. Y tuve la necesidad de traducir ese pequeño libro que consigue dibujar en palabras un sentimiento universal que conocemos todos los que vivimos lejos de nuestro hogar.
 […]
3)
Soy, quizás, un pastor de mí mismo caminando distancias que me envuelven, como si así pudiese silenciarme más dentro de una habitación, contando sílabas que no se han dicho. Por ti, Julia, que te hiciste Reina en la aldea que guardo en mí, alabo tu gesto que en la ventana derramas, como desde la torre de un castillo donde habitas, el gusto de mi alma, mis lanzas imaginarias para atacar a enemigos en tu defensa y así merecer de ti la palabra que no concedes.
Y la vida, me ha sorprendido todavía más cuando Alves, agradecido y generoso, ha decidido publicar esa traducción: Cartas de Abril para Júlia. Y el propio profesor Pérez Alencart (Trilce ediciones), ha decidido ofrecer su editorial para ello. En breve la tendremos en nuestras manos. ¿Qué puedo decir? ¡A veces la vida nos sorprende gratamente!
A lo mejor, Ubuntu también es posible en Occidente. A lo mejor, la poesía y su esencia nos une más allá de fronteras. ¡La poesía no da miedo, da alegrías!

(Artículo publicado en salamancartv.es, día 28 de febrero de 2014)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

UN GRAN MAESTRO

UN GRAN MAESTRO
UNA GRAN PERSONA

Tomando un café antes de empezar

Tomando un café antes de empezar

Presentación de Tríptico de mármol

Presentación de Tríptico de mármol
De camino a la Plaza Mayor

Los últimos consejos antes de entrar

Presentación de Tríptico de Mármol

¡Que buen público!

¡Que buen público!

Fernando Maés tocando Vacunas para la melancolía

Andrés Sudón tocando Palabras de Mármol

Una muy buena gente.

Una muy buena gente.

TODA LA FAMILIA,...